¿Por qué tirar ácido cítrico por el inodoro? El motivo es muy sencillo aunque prácticamente nadie lo sepa: pruébalo ahora.

El aseo es uno de los elementos de la casa que más atención y limpieza requiere, por ello siempre estamos buscando productos que puedan conjugar todas estas necesidades. Hay mucha riqueza en el mercado, pero la mayoría son composiciones con agentes químicos en su interior.

Estos no solo corroen las superficies, sino que también contaminan e impactan el presupuesto de fin de mes. Muchas personas están considerando el ácido cítrico para el inodoro: ¿ para qué sirve?

Ácido cítrico en el inodoro: ¿cuáles son los beneficios?

El ácido cítrico en el inodoro es una auténtica revolución y es un ingrediente a tener en cuenta, día tras día. Es un producto ecológico y económico, rico en propiedades drenantes y también delicado para las superficies con el fin de eliminar todo rastro de suciedad y exceso de grasa.

Ácido cítrico para inodoros

Las propiedades de este producto no se limitan a una sola, ya que existen muchos usos para el inodoro.

El primer beneficio a tener en cuenta es que el ácido cítrico elimina el olor del interior del inodoro. En la mayoría de los casos, el olor que proviene de la alcantarilla puede extenderse por todo el baño. Por esta razón, será suficiente usar ácido cítrico, solo una cucharadita, y echarlo dentro.

Déjelo toda la noche y luego vierta un cubo de agua hirviendo por el desagüe.

Los beneficios del ácido cítrico para la taza del inodoro

El desagüe no solo se ve afectado por los olores provenientes del alcantarillado, sino también por posibles atascos. La suciedad, el cabello y los residuos de detergente pueden crear un bloqueo que se puede resolver fácilmente gracias a este producto natural.

Para lograr el objetivo se vierte un vaso lleno de ácido cítrico y luego se deja actuar toda la noche, antes de verter un balde con agua caliente. El ingrediente eliminará todos los obstáculos al disolverlos y la descarga del inodoro volverá a funcionar correctamente.

Ácido cítrico en el baño.

También hay que pulir el inodoro para que el blanco no se vuelva amarillo. En este caso , se disuelven 150 gramos de ácido cítrico en un litro de agua y luego se vierten en un vaporizador. Rocíe una cantidad generosa de producto sobre la superficie y luego limpie con una esponja. Enjuague y seque para eliminar todo rastro de humedad.

Uno de los problemas que siempre aparecen en el inodoro son los restos de cal y moho. Estos son dos problemas que no deben subestimarse , precisamente porque podrían empeorar con el tiempo. El moho, en particular, también se vuelve peligroso para la salud y debe abordarse lo antes posible.

En este caso concreto actuamos con 150 gramos de ácido cítrico que se disuelven en un litro de agua. También en este caso se vierte en una botella de spray y luego se vaporiza una cantidad generosa en la superficie. Es importante dejar actuar durante 15/20 minutos antes de fregar con el cepillo los posibles restos de moho y cal.